Preocupación en el transporte por carretera europeo con las sanciones por entrada clandestina en el Reino Unido

Foto: IRU
Foto: IRU
Las cadenas de suministro en riesgo con el nuevo esquema de sanciones por la entrada clandestina en el Reino Unido
Preocupación en el transporte por carretera europeo con las sanciones por entrada clandestina en el Reino Unido

La Organización Internacional del Transporte por Carretera (IRU), está preocupada por los cambios anunciados en el Plan de Sanciones Civiles para Participantes Clandestinos del gobierno del Reino Unido para los transportistas por carretera, que entrará en vigor el 13 de febrero de 2023, y el impacto potencial que podría tener en las cadenas de suministro del Reino Unido y Europa.

Un número cada vez mayor de personas clandestinamente intentan ingresar ilegalmente al Reino Unido, incluso escondiéndose a bordo de camiones que transportan mercancías desde el continente europeo, a pesar de los controles exhaustivos y las medidas de seguridad adicionales adoptadas por los operadores de transporte. Estas medidas ya cuestan a las empresas de transporte más de 1.000 millones de libras esterlinas al año.

El crimen organizado y las pandillas de trata de personas se consideran una causa principal detrás del aumento de ingresos clandestinos en los últimos años.

A pesar de las extensas consultas, el gobierno del Reino Unido ha revisado el esquema que penaliza a los conductores y propietarios de camiones por transportar inmigrantes ilegales al Reino Unido sin considerar realmente las causas reales.

Las penas máximas por cada inmigrante clandestino encontrado a bordo se multiplicarán por cinco y se han añadido penas adicionales por asegurar un vehículo de forma inadecuada. Las penas agregadas para varias personas responsables de un incidente son aún más altas.

En respuesta a las reformas anunciadas, el director de defensa de la UE de la IRU, Raluca Marian, dijo: “Estos cambios son erróneos y no se enfocan en las causas profundas de los ingresos clandestinos. Los enormes aumentos en las sanciones, combinados con la supresión de la presunción de inocencia para los camioneros y los operadores de transporte disuadirán aún más a las empresas de transporte de operar estas rutas de carga cruciales a través del Canal de la Mancha, sin brindar una solución al desafío de la inmigración clandestina. Esto aumentará los costos de transporte, los riesgos, los retrasos y la inestabilidad de las cadenas de suministro”.

“Las soluciones deben abordar las causas del problema y no simplemente asumir que las empresas de transporte y los conductores tienen la culpa. Más bien deberíamos alentar a las empresas de transporte por carretera que han invertido en medidas de seguridad adecuadas para sus conductores, vehículos y operaciones”, agregó Raluca Marian.

Más información sobre las reformas está disponible en el sitio web del gobierno del Reino Unido .

Preocupación en el transporte por carretera europeo con las sanciones por entrada clandestina en el Reino Unido
Comentarios