La digitalización de la logística supone una nueva fuente de generación de empleo

Foto de archivo
Foto de archivo
La digitalización de la cadena de suministro no va a destruir empleo en logística, sino que va a transformarlo y a crear nuevas oportunidades de empleo
La digitalización de la logística supone una nueva fuente de generación de empleo

La digitalización de la cadena de suministros implica una transformación de los procesos productivos de las empresas lo que va a tener un impacto notable sobre el empleo. Pero lejos de significar la destrucción de puestos de trabajo, la realidad es que va a suponer un gran cambio en los modelos de negocio de las empresas y va a generar nuevas oportunidades y nuevos puestos de trabajo.

“Por un lado, la digitalización y la automatización no tienen que significar forzosamente que las personas trabajadoras vayan a perder su trabajo, si no que gracias al uso de las herramientas digitales, las tareas repetitivas se automatizarán y permitirán que los trabajadores y trabajadoras puedan optimizar su tiempo y librarse de realizar ciertas tareas rutinarias para poder centrarse en otro tipo de labores que ayuden a desarrollar productos y/o servicios más innovadores y ventajosos. Los empleados y empleadas dejaran de realizar tareas rutinarias para desempeñar tareas más cognitivas” explica Mikel Lavin, CEO de Intermodal Forwarding

“Por otro lado, esta revolución digital va a generar nuevas oportunidades de negocio que responden a la demanda de la era digital, y con ellas surgirá la necesidad de nuevos perfiles profesionales que ocuparan nuevos puestos de trabajo, lo que significará creación de empleo” expone Mikel Lavín. 

Este proceso de incorporación de nuevos perfiles profesionales a las plantillas ya existentes estará en un principio muy ligado a las nuevas tecnologías a aplicar. “Las empresas de logística vamos a necesitar cada vez más personas trabajadoras que estén familiarizadas con las nuevas tecnologías y que cuenten con formación en IA, en robótica, en automatización de los procesos, en gemelos digitales, en realidad aumentada, en blockchain …” continúa explicando Mikel Lavín. 

La digitalización va a suponer una nueva fuente de generación de empleo. “La transformación digital de las empresas logísticas va a permitirnos crecer y va crear nuevos puestos de trabajo con otro tipo de habilidades técnicas. Va a conllevar una reconversión de las profesiones ya existentes a la vez que va a crear nuevas profesiones” añade el CEO de Intermodal Forwarding

La logística 4.0 requiere nuevos talentos y capacidades 

Los avances tecnológicos y la progresiva digitalización ya están generando cambios en el mercado laboral que seguirán acelerándose en los próximos años. “Las empresas logísticas deben adaptarse e integrar estos cambios que seguirán creando nuevas oportunidades laborales mientras provocarán que otras desaparezcan” sentencia Lavín. 

Sin embargo, no hay que relacionar la innovación tecnológica con la destrucción de empleo. “La transición digital puede completarse sin que el empleo se resienta. Más bien al contrario, la digitalización va a permitir un crecimiento empresarial, al optimizar los procesos y generar nuevas oportunidades de negocio, con una ampliación de la oferta y la posibilidad de lanzamiento de nuevos servicios” afirma Lavín. 

La logística ofrece perspectivas de crecimiento por encima de otros sectores y está destruyendo muy pocos empleos y generando mucho empleo de calidad. La logística y el transporte de mercancías son dos de los sectores en los que se van a crear más empleo en los próximos años. Según los datos publicados por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, las actividades logísticas y de transporte son las cuartas que más empleo generan. 

La demanda de perfiles profesionales como ingenieros de software, programadores, expertos de ciberseguridad, marketing digital, e-commerce o análisis de datos no deja de crecer. También la demanda en el campo del transporte y el almacenamiento no ha dejado de aumentar. “El sector está a falta de mano de obra y existe la necesidad de ampliar el número de transportistas, repartidores y mozos de almacén” detalla Mikel Lavín. 

Para lograr una transición exitosa hacia la digitalización es necesario que las empresas logísticas inviertan en formación profesional. “Es imprescindible potenciar entre nuestros trabajadores una formación de calidad en el uso de nuevas tecnologías. Y tener siempre presente que la logística digital y la automatización de los procesos no debe perder nunca la componente humana. El control de los procesos debe ser ejercido por personas que puedan interpretar los datos, extraer conclusiones y tomar decisiones adecuadas en función de ellas” concluye Mikel Lavín.

Comentarios