La DGT incrementará el número de radares, la vigilancia y controles, ante el aumento de los accidentes

Foto de archivo
Foto de archivo
De forma inmediata, se instalarán 95 nuevos radares fijos, de los cuales el 60% serán de tramo
La DGT incrementará el número de radares, la vigilancia y controles, ante el aumento de los accidentes

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha anunciado que se aumentarán "inmediatamente, ya" el número de radares, la vigilancia en autopistas y autovías, el control sobre los motoristas y el consumo de alcohol al volante para frenar el aumento de la siniestralidad en las carreteras españolas, que ha crecido un 16% en el primer trimestre de 2024, con 261 víctimas mortales.

"El dato, voy a ser muy claro, nos alarma, porque supone un aumento del 16% con respecto al mismo periodo del año pasado. No es un aumento en absoluto normal", ha afirmado el ministro, que ha añadido que en los últimos años el margen de oscilación es "más o menos" del 5%.

En un acto celebrado en la Dirección General de Tráfico (DGT) con "carácter urgente" y acompañado por la subsecretaria del Ministerio del Interior, Susana Crisóstomo; el director general de Tráfico, Pere Navarro, y el general Tomás García, jefe de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, el ministro Marlaska ha dado a conocer un paquete de medidas impulsadas para aumentar la seguridad vial. El ministro ha precisado que, en alguno de estos puntos, este paquete se va a ejecutar de manera territorializada.

95 nuevos radares fijos, la mayoría de tramo 

De forma inmediata, se instalarán 95 nuevos radares fijos, de los cuales el 60% serán de tramo. Marlaska ha precisado que se trata de un aumento del 12% hasta los 763 radares que controlarán la velocidad en las carreteras españolas al término del año. También se incorporarán 150 nuevos agentes de la Guardia Civil para aumentar su presencia efectiva y la visibilidad de sus motoristas en la carretera; y se llevará a cabo una mayor vigilancia en las autovías y autopistas.

"Este crecimiento de la plantilla nos permite aumentar su presencia efectiva", ha manifestado el ministro, quien ha añadido que también se va a ampliar la visibilidad de las patrullas estáticas y dinámicas de tráfico de la Guardia Civil "para llegar al mayor número posible de usuarios de las carreteras con todas las consecuencias beneficiosas para la seguridad vial".

Por otra parte, la Agrupación de Tráfico va a adaptar la vigilancia y el patrullaje a la nueva realidad de esta siniestralidad. Así, en aquellas comunidades donde el incremento de fallecidos se ha producido en autopistas y autovías, como es el caso de Andalucía y la Comunidad Valenciana, se aumentará el patrullaje hasta llegar al 50% en estas vías de alta capacidad --del 30% actual se va a subir al 50% en estas dos comunidades autónomas--. En el resto, los servicios de vigilancia se irán adaptando a la siniestralidad que se vaya produciendo en cada tipo de carretera.

Asimismo, el ministro ha dicho que, durante este año 2024, aumentará en 400.000 los controles preventivos de alcohol, para llegar hasta los 6 millones de controles realizados en este año; y en 20.000, las pruebas de consumo de drogas, para sumar 120.000 controles este año. "El objetivo es evitar la sensación de impunidad", ha subrayado, al tiempo que ha añadido que desean que, al término de 2024, uno de cada cuatro conductores haya sido requerido para hacer un control de alcohol y droga.

En cuanto a los motoristas, Marlaska ha afirmado que el "objetivo prioritario es tratar de convencerles de que son ellos mismos los primeros que deben comprometerse con su protección". Para ello, impulsará una campaña de información y prevención; y la publicación y distribución de un decálogo sobre seguridad vial que los agentes les entregarán cuando les paren. Además, estos mensajes también serán difundidos en los paneles de las carreteras y en redes sociales.

En este escenario, el ministro del Interior ha apuntado que el próximo mes de junio, los motoristas de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil comenzarán a recibir de forma progresiva sus airbags, momento que aprovecharán para difundir la conveniencia de utilizarlo. "El airbag va a ser, no tenemos ninguna duda, el gran salto adelante en la seguridad", ha remarcado.

Junto a ello, en breve entrarán en servicio motos camufladas en aquellas comunidades autónomas con mayor circulación de motocicletas, que son Andalucía, Valencia, Galicia, Castilla y León, Baleares y Canarias. "Patrullarán en las zonas y vías con mayor índice de siniestralidad para identificar y controlar mejor las conductas de arriesgo y temerarias de los motoristas", ha dicho. En toda España, se intensificarán las campañas de control y vigilancia dirigidas a este colectivo los fines de semana, entre los meses de junio y octubre, que es cuando se registra el mayor número de siniestros mortales.

De cara a la celebración del Gran Premio motociclista de Jerez (Cádiz) y dado que "el próximo martes comienza un largo puente festivo para muchísima gente", Marlaska ha llamado "a la prudencia, a la sensatez y a la cordura de todos". "Tenemos derecho, sin duda alguna, y lo tenemos bien merecido, al disfrute. Pero no tiene sentido que al hacerlo pongamos en peligro nuestra vida y la de los demás", ha zanjado.

El porqué de estas medidas 

Ante el incremento del 16% del número de muertes en carretera, Marlaska pidió al departamento que dirige Pere Navarro que analizara la situación "para identificar qué había ocurrido durante los tres primeros meses de este año". "Mi conclusión es que se ha incrementado la letalidad de los siniestros registrados. Han aumentado más los fallecidos que los heridos hospitalizados, es decir, el número de víctimas por cada uno de los siniestros es mayor", ha argumentado.

Además, según el titular de la cartera de Interior, los informes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil "alertan" de que se han producido más siniestros en los que aparece el consumo de alcohol, así como la velocidad excesiva o inadecuada.

Otro elemento que ha hecho saltar las alarmas es que han aumentado un 50% los fallecidos en autopistas y autovías respecto al mismo periodo del año anterior. En este caso, el ministro ha explicado que lo habitual era que el 70% de los fallecidos se producían en carreteras convencionales y el 30% en autopistas autovías. "Esto se ha modificado", ha remarcado. El crecimiento de fallecidos en carreteras convencionales se ha situado en el 5%.

Marlaska ha destacado el aumento del 23% en los fallecidos que se desplazaban en turismo o en moto, cuando "hasta ahora, el principal aumento de las víctimas mortales se producía entre los peatones, ciclistas y motociclistas, es decir, los usuarios más vulnerables". En el caso de las motos, el mayor incremento de los fallecidos ha tenido lugar en autopistas y autovías.

Por tipo de siniestro, el ministro del Interior ha avisado de que todos han sufrido un incremento, excepto los atropellos; las salidas de la vía y las colisiones siguen siendo los tipos más frecuentes. Marlaska también ha alertado de otro "dato relevante" y es que el número de personas fallecidas en día laborable crece un 29%, frente al 1% que aumenta en fin de semana.

Un último dato que el titular de la cartera de Interior ha puesto de relieve es que el 34% de los muertos en carretera durante este primer trimestre del año no utilizaba el cinturón de seguridad. "Parece mentira, ¿verdad? Pues es así", ha manifestado, para después rechazar una decisión que ha calificado de "irresponsable".

"Vistos estos datos, comprenderéis razonablemente que hayan saltado las alarmas y nos sintamos obligados a actuar. Es imperativo romper esa tendencia a la alza de la mortalidad vial", ha argumentado el ministro, que ha aclarado que este incremento en la siniestralidad y de las víctimas mortales no es exclusivo de España, sino que "hay una preocupación generalizada" en la Unión Europea, con datos como el aumento registrado en Irlanda (+29%) o Francia (+13%).

Comentarios