ETF pide a los nuevos europarlamentarios que sigan defendiendo los derechos de los trabajadores

Foto de archivo
Foto de archivo
"En la UE y a nivel nacional, los representantes de extrema derecha han votado sistemáticamente en contra de los derechos de los trabajadores"
ETF pide a los nuevos europarlamentarios que sigan defendiendo los derechos de los trabajadores

A pesar de que las fuerzas democráticas en el Parlamento Europeo mantienen una mayoría, el crecimiento significativo de la extrema derecha es profundamente preocupante para los trabajadores de toda Europa. En la UE y a nivel nacional, los representantes de extrema derecha han votado sistemáticamente en contra de los derechos de los trabajadores, amenazando las protecciones y beneficios obtenidos con tanto esfuerzo de los que dependen millones, incluso en la industria del transporte.

El ascenso de la extrema derecha no es un fenómeno aislado sino un síntoma de un malestar económico y social más profundo. Años de políticas de una UE de espaldas a los trabajadores han elevado la inflación, mientras que el Estado de bienestar ha sido erosionado por las políticas neoliberales en toda Europa. Esto ha provocado una inseguridad económica y social generalizada, lo que ha dejado a muchos luchando para llegar a fin de mes.

Los ambiciosos objetivos del Pacto Verde son muy necesarios para luchar contra el cambio climático. Sin embargo, hasta ahora, la UE no ha logrado presentar propuestas sólidas que hagan realidad la transición justa.

En tiempos de alta inflación, con el regreso de la guerra a Europa, estados de bienestar con fondos insuficientes y el riesgo concreto de que el precio de la transición ambiental recaiga sobre los hombros de los trabajadores, muchos se sienten abandonados y vulnerables a la retórica populista de extrema derecha. Esto es particularmente cierto para los jóvenes europeos: como muestran varias encuestas, en muchos países los jóvenes han votado por partidos de extrema derecha.

Mientras se llevan a cabo conversaciones para construir una mayoría dentro del Parlamento Europeo, la ETF renueva su llamamiento a los partidos democráticos para que no formen ninguna coalición con partidos de extrema derecha.

Al mismo tiempo, la ETF hace un llamamiento a la futura Comisión, al Parlamento Europeo y a los Estados miembros de la UE para que incluyan lo siguiente en la próxima agenda política de la UE:

.- Un ambicioso plan de transición justa centrado en los trabajadores para garantizar la creación de empleos atractivos con salarios justos y mejores condiciones laborales.

.- Servicios públicos mejorados y dotados de recursos que satisfagan las necesidades de todos los ciudadanos, concretamente en transporte público, atención sanitaria y educación.

.- Una política industrial europea que reconozca el papel estratégico del transporte y permita financiar infraestructuras, financiar el transporte público masivo, apoya a las empresas europeas que están expuestas a la competencia global, vinculando dicho apoyo a condicionalidades sociales.

Los recientes resultados electorales han dejado claro que no se puede continuar como hasta ahora.

Las fuerzas democráticas tienen un papel crucial que desempeñar en la reconstrucción de la seguridad y la esperanza cumpliendo estas promesas. La ETF persistirá en su lucha para proteger los derechos de los trabajadores y promover una Europa justa y sostenible para todos, con la convicción de que un cambio positivo está a nuestro alcance.

Comentarios