Opinión

Descanso diario + descanso semanal. La opinión de Fernando Guillén

Quiero dar mi opinión, y razonarla, sobre la cuestión que surge en la reciente resolución del TJUE sobre disfrute de descanso diario previo al semanal
Imagen de un conductor profesional descansando en la cabina de un camión. Foto de archivo
Imagen de un conductor profesional descansando en la cabina de un camión. Foto de archivo
Descanso diario + descanso semanal. La opinión de Fernando Guillén

Quiero dar mi opinión, y razonarla, sobre la cuestión que surge en la reciente resolución del TJUE sobre disfrute de descanso diario previo al semanal.

Existe un pequeño debate en torno a una reciente resolución del Tribunal de Justicia de la Unión Europea a una cuestión prejudicial planteada por un tribunal húngaro. En concreto hablamos de la sentencia de 2 de marzo de 2023 C-477/2021, en ella resolvía la duda planteada por el juzgado húngaro a petición de un trabajador de los ferrocarriles, y establece que el descanso diario es un derecho independiente del descanso semanal, y por tanto debe disfrutarse en primer lugar y posteriormente el descanso semanal establecido en la legislación correspondiente, sin indicar ni tiempos mínimos, ni máximos, ni cuestionando la legislación.

Bien. Rápidamente, algunos "profesionales" de redes sociales y abogados aficionados que han encontrado en el transporte un filón, pero que a las claras patinan enormemente en la legislación que nos atañe y que es compleja, salieron en bandada "tienes que tomar tus once o nueve horas, y luego las 24 o 45".

No es tan claro. Ni mucho menos

Para empezar, los trabajadores de ferrocarril no son trabajadores móviles, no tienen esa consideración como podemos comprobar en el RD 1561/1995, además, la resolución nos habla de jornadas de trabajo, de tiempos de trabajo, de reglamento laboral, y el Reglamento 56172006, conocido como el "reglamento del tacógrafo", es una legislación que busca armonizar los tiempos de conducción exclusivamente en sus máximos, y los tiempos de descanso entre periodos de conducción, en sus mínimos, pero solo de conducción, no de trabajo efectivo, eso lo deja a la legislación laboral de cada Estado que debe respetar esa regulación, no disminuyendo los tiempos de descanso entre periodos de conducción ni aumentando los tiempos de conducción.

Es por esto, que a día de hoy no existe una circular de la Comisión Europea adaptando el Reglamento 561/2006 a la resolución de la sala del TJUE, sencillamente, no es necesario, o al menos así deben entenderlo.

El tema tiene su complejidad. Para empezar tenemos que irnos a la Directiva de la Unión Europea 2002/15.https://www.boe.es/buscar/doc.php?id=DOUE-L-2002-80525. Si leéis el enlace, veréis que esa directiva establece los tiempos de trabajo de los trabajadores móviles, o sea, entre otros, nosotros, los conductores, inicialmente a los conductores asalariados, no a los autónomos, y su articulo 10 indica que los Estados podrán regular condiciones más favorables, es decir, mejores que las contenidas en esa Directiva, pero siempre y cuando no las supere.

En este sentido, en España se encontraba regulado el trabajo de los conductores a través del Real Decreto 156171995, anterior a esta directiva pero que la supera permitiendo mayores tiempos de descanso, y cumpliendo lo indicado en la misma sobre no superar las 48 horas semanales de trabajo efectivo de promedio, limitando a 1.800 el número total de horas de trabajo efectivo anuales. Además, en lo que tocaba, el RD 1561/1995 se modificó en todo lo que esta directiva requiere. El texto lo tenéis aqui:https://www.boe.es/buscar/act.php?id=BOE-A-1995-21346&b=19&tn=1&p=20111217#a10 

Bien. Este RD ya indica en su preámbulo que sustituye determinados articulados del Estatuto de los Trabajadores, en concreto en nuestro caso los referentes a la distribución de la jornada semanal y diaria, permitiendo la distribución irregular de jornada que puede prolongarse hasta las 60 horas de trabajo efectivo en una semana, cumpliendo el requisito de que en cómputo de 4 meses no supere las 48. Además, establece un descanso mínimo de 12 horas que puede reducirse a 10 horas compensando las otras dos horas, y un descanso semanal mínimo de un día y medio (36 horas) con preferencia de que parte del mismo sea en domingo, pero en el cómputo de cuatro semanas. Y esta parte es importante, muy importante.

Bien, entonces tenemos dos reglamentos: el laboral, el 1561/1995 y el Reglamento 561/2006. ¿Cuál es el que regula nuestra jornada laboral? El 1561. ¿Cuál regula nuestro tiempo de conducción que es parte de nuestra jornada laboral? el 561. ¿Qué dice la sentencia del Tribunal de Justicia de la UE?: que el descanso de JORNADA LABORAL DIARIO debe tomarse indistintamente del DESCANSO SEMANAL DE JORNADA LABORAL.

Es decir. Tú sales de tu casa un lunes a las 06.00h de la mañana, llegas a tu base, subes al camión y haces una entrega que tenías pendiente del viernes. A las 08.00 estás de vuelta en la base, te pones en disponibilidad y esperas tus ordenes de trabajo. A las 18.00 de la tarde tu jornada laboral se ha terminado, independientemente de que te queden o no te queden horas de conducción, de si estuviste en la base todo el día, o si te dieron tarea a las 15:00 de la tarde y tenías horas para conducir hasta las 21.00 horas de la noche: tu jornada laboral termina a las 18.00 horas. Y esa norma es la que prevalece, no el 561.

¿Qué pasa con el descanso semanal? Pues que el 561 lo que establece es que una vez realizados seis períodos consecutivos de 24 horas debe tomarse un descanso de 45 horas o reducido de 24 horas, pero el RD 1561 establece que el descanso semanal debe ser de al menos día y medio, es decir, no menos de 36 horas, pero en períodos computables de cuatro semanas.

¿Esto qué quiere decir?. Pues que tu haces este fin de semana 24, el próximo haces 45, el siguiente haces 36 y la cuarta semana computable haces 60: tiempo promedio de descanso 41,25 horas. Cumple la legislación laboral. ¿Tiene que ser en fin de semana? No. Es preferente, pero no obliga.

Bien. Entonces, ¿el empresario a partir de ahora antes del descanso semanal debe darme el diario?. Si... pero es que ya lo hace: como no es obligatorio hasta el cómputo de cuatro semanas cumplir ese día y medio, tu haces 24 horas, de ellas, 10 corresponden a tu descanso diario, y 14 al semanal, y además, sumadas, son 24, es decir, cumples el 561 que requiere esas 24 para conducir, y hasta el promedio de esas cuatro semanas, cumples la regulación laboral.. Por eso, posiblemente, no ha sido necesario una nota aclaratoria de la Comisión Europea. Reglamento de conducción, es una cosa, legislación laboral, otra.

Pero lo que sí cambia a partir de ahora es el cálculo de ese cómputo a cuatro semanas. Tomando el ejemplo anterior, tu ya no haces la primera semana 24, haces 14, y la segunda semana hace 35, y la tercera haces 26 y la última, 50, porque ahora debes hacer primero el tiempo de descanso diario, mínimo diez horas,  y luego comenzar el semanal, entonces el promedio, en ese ejemplo, es decir que la media, en el mismo ejemplo a cuatro semanas, es de  31 horas, no de las 36 mínimas que establece obligatoriamente el 1561/1995. 

Es decir, que cuando alguien en un video de YouTube, en un bar, uno perito tacógrafo -(algún día os explicare como se hace uno Perito Tacógrafo, y no tienen más misión que certificar lo que dice un tacógrafo, nada mas, no son juristas, ni dicen si es cierto o no lo allí grabado, pero es un negocio en auge)-, o quien sea, os diga que la legislación laboral que sirve es el 561, le podéis decir que no tiene ni puta idea, pero, lo que sí es cierto, es que yo no me atrevería a decirle a nadie que exigiera a su empresa, en base al reglamento 561/2006, el del tacógrafo, que debe hacer el descanso diario allí establecido previo al semanal, lo que sí debe controlar, y exigir llegado el caso, es que el promedio de descansos efectivos y continuados a cuatro semanas sea de al menos 36 horas, descontando el descanso diario de al menos 10 horas que establece nuestra legislación laboral.

Ahora solo tenéis que calcular los descansos que estáis haciendo semanalmente, desde que llegáis a vuestra casa, sumarlos, restarlos las 10 horas mínimas de descanso diario que os corresponde, dividir esa cantidad que os quede entre cuatro, y ese es vuestro promedio semanal a groso modo. Hasta ahora, esas 10 horas, 40 en cuatro semanas, no contaban, se metían como descanso semanal, o sea, diferencia claro que existe, y mucha.

Y recordar: no desafíes a la empresa abiertamente, no desobedezcan las órdenes más que en aquellos supuestos perfectamente, establecidos, reclamar sin discutir y sin amenazas ni avisos. Ganareis mas a la larga.

¡¡Buena ruta a todos!!.

Más artículos de Fernando Guillén. Prohibida su reproducción total o parcial sin la autorización expresa y por escrito del autor o el editor.

Comentarios