Nuevo proyecto europeo para paliar la escasez crónica de conductores profesionales

Imagen de un conductor de camión. Foto de archivo
Imagen de un conductor de camión. Foto de archivo
El proyecto SDM4EU pretende ser una parte vital de la solución a la crisis de escasez de conductores a la que se enfrenta la industria del transporte por carretera
Nuevo proyecto europeo para paliar la escasez crónica de conductores profesionales

¿Cómo afrontar la escasez de conductores? Un nuevo proyecto busca encontrar las mejores prácticas de colaboración internacional y apoyar la movilidad de los conductores de países excedentarios.

Europa se enfrenta a una grave escasez de conductores de autobuses, autocares y camiones que se prevé que, como mínimo, se duplicará en los próximos años si no se toman medidas significativas.

Ambos sectores tienen una población de conductores que envejece. Menos del 3% de los conductores de autobuses y autocares tienen menos de 25 años, mientras que más del 40% tienen más de 55 años. Del mismo modo, menos del 5% de los camioneros tienen menos de 25 años y un tercio tiene más de 55 años.

Reconociendo la gravedad de la escasez, los miembros de la IRU pidieron a los gobiernos que se centraran en políticas de inmigración adaptadas a través de la resolución “La escasez de conductores también necesita inmigración legal” adoptada el año pasado.

IRU ahora ha unido fuerzas con el Centro Internacional para el Desarrollo de Políticas Migratorias (ICMPD) y el Migration Partnership Facility (MPF) en una nueva iniciativa llamada Movilidad de conductores calificados para Europa (SDM4EU). 

El proyecto tiene como objetivo mapear exhaustivamente los países de origen y destino de los conductores profesionales. También desarrollará un marco de empleo para conductores cualificados y apoyará la movilidad de los conductores desde países con superávit hacia aquellos que afrontan escasez. 

SDM4EU reúne a una amplia gama de partes interesadas, incluidas empresas de transporte, conductores profesionales, expertos en contratación, asociaciones, sindicatos, autoridades, institutos de formación y centros de evaluación. 

El Director de Certificación y Estándares de IRU, Patrick Philipp, discutió la urgente necesidad de abordar la escasez crónica de conductores a través de la cooperación global en el evento conjunto de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) y el Centro Internacional para el Desarrollo de Políticas Migratorias (ICMPD), titulado Mercados laborales preparados para el futuro: el papel de las asociaciones de movilidad de habilidades, el 19 de junio en París, Francia. 

“Ningún actor de la industria puede resolver la escasez de conductores por sí solo. Requiere colaboración entre todas las partes interesadas de la industria. Pero la cooperación dentro de un solo país o región no siempre es suficiente”.

Patrick Philipp destacó que en muchos países desarrollados con una población que envejece, contratar suficientes conductores locales simplemente no es viable.

Advirtió que esta escasez afecta mucho más que las operaciones comerciales. También pone en peligro la seguridad, la transición a la movilidad colectiva, la calidad del servicio y la resiliencia de la cadena de suministro. 

Al mismo tiempo, Patrick Philipp destacó que algunos países tienen un exceso de talento de conductores profesionales que podrían ayudar a llenar los vacíos en otros lugares a través de “asociaciones de movilidad de habilidades”.

Las pequeñas y medianas empresas, la columna vertebral de la industria, necesitan especialmente apoyo para facilitar el acceso a conductores de países superavitarios a través de este tipo de asociaciones.

El proyecto SDM4EU pretende ser una parte vital de la solución a la crisis de escasez de conductores a la que se enfrenta la industria del transporte por carretera.

Comentarios